De un julio a otro
Los que se fueron para siempre…

Los Tres Pasajes, nº 18, 1960

Gran verdad es la de que “todos los ojos no lloran el mismo día”… Y quienes hace ahora apenas un año estaban con nosotros, gozando con salud y satisfacción de la vida y de las fiestas de los tres distritos, duermen hoy el sueño eterno, habiendo dejado con su partida doloridos y consternados a sus familiares y amigos.
Nosotros, que sin duda nos hallábamos entre los últimos, les dedicamos en esta anual aparición de LOS TRES PASAJES un recuerdo y una oración.

JULIO 1959
Día 7: En la misma fecha patronal de Ancho y a la edad de 54 años, víctima de rápida enfermedad, don Fernando Rodríguez Aparicio.
16: Un joven y muy querido amigo, víctima de lamentable accidente de locomoción: Juan José García Marzzano, de 28 años y empleado en el Banco Guipuzcoano. Montando un ciclomotor, en dirección a San Sebastián, quiso esquivar a un turismo, pero tropezó con él y fue a caer al centro de la carretera, donde un coche de matrícula portuguesa, que llegaba, lo arrolló, causándole lesiones a consecuencia de cuya gravedad falleció, pese a ser atendido rápida y solícitamente en el Cuarto de Socorro de la Junta de Obras. El suceso ocurrió sobre las 5 de a tarde en la carretera general, a la altura del reloj del puerto. Juan José García Marzzano era un joven muy conocido y estimado, razón por la cual la desgracia que le costó la vida la lloró todo Pasajes con dolor y sinceridad auténticos. Cuatro días antes, el simpático Juan José había ganado la tirada el plato que ya tradicionalmente organiza Galeperra, sociedad que le contaba entre sus elementos más caracterizados y sobresalientes. El padre del desdichado amigo, don Marcos –empleado de la Casa Puy y representante en Pasajes de la Sociedad General de Autores de España– es también persona queridísima en el pueblo y amigo nuestro, lo mismo que los hermanos del finado, José Luis y José Mari.
22: Doña María Herrero González, esposa del carabinero retirado don Francisco Carneiro, a la edad de 69 años.

AGOSTO
Día 4: Con 67, doña Apolonia Beralarrechea, viuda del carabinero, igualmente retirado, don Fernando Villarroel, al que sobrevivió un mes apenas.
18: Don Aurelio Corman Rodrigo, que era un competente y laborioso productor al servicio de los astilleros de San Pedro, a la edad de 55 años.
25: Víctima de antigua y dolorosa enfermedad, que él supo sufrir serena y resignadamente, don Benito González Blanco, a la edad de 60 años. El finado, competente chofer de la Casa García, era un entusiasta y campechanísimo anchotarra, cuya desaparición fue muy lamentada en toda la Villa y de modo especial en el distrito de su vecindad, donde todo el mundo le conocía y estimaba. Sinceramente afectados por la desgracia, espesamos mediante estas líneas nuestra condolencia a toda la familia del finado en la persona de su hijo Tomás, corresponsal deportivo de La Voz de España y querido amigo y colaborador nuestro.
25: De 71 años, el industrial sanpedrolarra don Francisco Elustondo Sagarzazu, muy estimado y respetado en el aludido distrito, donde lo son asimismo los hijos y restantes deudos del finado, la desaparición del cual afecta también a la conocida familia Fachado.
31: Doña Estefania Garayo Villarreal, de 72años, virtuosa esposa de don Gonzalo Zabalbeascoa, diligente empleado de la Casa Artaza y buen amigo nuestro.

OCTUBRE
3: En esta fecha, otra vecina de Ancho, igualmente estimada por sus prendas personales, doña Juana Echenique Lizasoáin, viuda de Zaldúa, a la avanzada edad de 81 años. Su hijo don Enrique, nuestro distinguido amigo, es un acreditado industrial transportista.
4: Doña Magdalena Alonso González, joven esposa –apenas 55 años– del conocido industrial Pescatero de Ancho don Agustín Illorme.
27: A la edad de 61 años, doña Prudencla Goicoechea Gárate, con cuyos hermanos don Juan, don Teófilo y don Jenaro nos une una antigua y buena amistad.
31: La señora viuda de don Agapito Guereño –que fue muchos años administrador de la Alhóndiga de Pasajes de San Pedro–, doña Ramona Urbieta Elósegui, a los 65 años.
En la misma fecha y en plena juventud –17 años– Angel Mari Amigol Aldama, víctima de traidora enfermedad.

NOVIEMBRE
7: Con 69 años, don Julián Hernández Esteban, peluquero de Ancho y vendedor de El Diario actividades ambas en cuyo ejercicio supo hacer patente las excelentes prendas que le adornaban.
19: En Rentería, de donde era últimamente vecino, don José Yarza Aldazábal, a la edad de 54 años. El finado, que fue industrial acreditado en Pasajes, era primo del distinguido amigo don Carlos Yarza Zala, ex alcalde de nuestra villa.
21: De 59, doña María Josefa Leiñena Iruretagoyena, del caserío Miramarca (Buenavista), y cuyo esposo e hijos son personas conocidísimas y muy estimadas en la localidad.
24: Rodeada igualmente de general y merecida consideración, a la edad de 56 años, doña Salustiana Rougel Miguel, esposa de nuestro distinguido amigo don Trinitario Calvo, competente empleado en la Renfe.

DICIEMBRE
28: Con solamente 49 años, doña Anastasia Izaguirre Agote, esposa del acreditado industrial modelista y querido amigo, don Arturo Bautista.

ENERO 1.960
7: A la edad de 63 años, el conocido industrial don Antonio Antón Domínguez, del bar Vasco-Gallego, de Ancho.
15: Don Antonio Osa Aguirrebengoa, industrial sanpedrotarra de notable solvencia, cumplidos los 55.
19: Fróximo alas 80, don Francisco Inza Guridi, acreditado industrial del mismo distrito.
21: El carabinero retirado don Pedro Araguás Las –padre político de nuestro querido amigo Pepito Labarta– a la edad de 74 años.
23: Don Leocadio Osquila Lujambio, jubilado de Sanidad e industrial de pesca del distrito de San Juan, a los 86.
27: En la vecina Rentería y de 49 años, don Pelayo Rubio Grijalba, nuestro querido amigo, como lo son de antiguo igualmente el padre y hermanos del difunto, don Domingo y don Enrique y don Julio.
89: En Ancho, esta madrugada y a loa 74 años, la bondadosa señora anchotarra doña Avelina Múgica Abalia, viuda de don Juan José Recondo y madre política de nuestro particular amigo Luis Miguel Ayestarán, antiguo y excelente jugador de balompié.
Con 58, don Francisco García Núñez (Artajona), conocidísimo en el distrito anchotarra.
50: Doña Isabel Alquiza Ormazábal –bondadosa madre de nuestro estimado amigo Jenaro Udaquiola, encargado del cementerio de Alza– a los 67 años.

FEBRERO
3: En San Juan, donde era particularmente conocido y apreciado, a los 76 años, don José María Otero Garmendia, hermano político de los estimados amigos Eduardo, Erasmo y Juanito Atorrasagasti.
12: En Ancho, don Javier Hernáiz, con 61. El finado, que fue guarda de la Fábrica de Harina de Pescado “Alfa” existente en dicho distrito, era hermano del industrial chatarrero anchotarra, de grato recuerdo, don Isaac (padre político, a su vez, de don Tomás Echeveste, cuya reciente desaparición lloramos cuantos fuimos sus amigos).
15: De 68 años, en Ancho igualmente, don Mariano Aralucea Lecuona, hermano político del distinguido convecino don José Novoa, competente funcionario al servicio de Riegos Asfálticos.
25: Inconsolable por el fallecimiento de su hijo Pelayo, a quien sobrevivió dos meses escasos, doña Aurea Grijalba Torrealba, esposa del buen amigo don Domingo Rubio, a la edad de 80 años.

MARZO
2: De edad muy avanzada, 92 años, doña Juana Antonia Garayalde Minondo, tía de nuestro querido amigo Perico Arana, representante de los remeros de San Juan, distrito éste en el que cerró los ojos para siempre la finada.
6: Don Pedro Muñoz González, recientemente jubilado del cargo de jefe de la estación de la Renfe en Pasajes, que desempeñó a satisfacción general durante varios lustros. El difunto tenía 73 años y era, tanto por el importante puesto que desempeñó cuanto por las dotes que le adornaban, persona muy conocida y estimadísima, como lo son sus hijos, nuestros queridos amigos, don Francisco, don Luis (competente comisario del puerto de Pasajes) y don Enrique.

En esta misma fecha desaparece otro queridísimo amigo de Ancho, don Tomás Echeveste Ormazábal. En la plenitud de la existencia, esposo y padre ejemplar, industrial prestigioso y respetado, el pobre Tomás nos abandona apenas cumplidos los 48 años, víctima de traicionera e implacable enfermedad, que soportó durante varios meses con la entereza propia del temperamento varonil que tenía y la serena conformidad del buen cristiano que era. Hace ya cuatro meses que se fue de nuestro lado y todavía no nos acabamos de acostumbrar a la cruel verdad. Le seguimos recordando durante muchos atardeceres en un rincón de la Sociedad Galeperra que él contribuyó a fundar y de la que fue entusiasta afiliado y directivo, departiendo con sus compañeros cazadores con aquella sencilla y campechana cordialidad que era una de las más acusadas y estimables prendas de su carácter. Porque era sencillo, bueno, honrado y trabajador tenía tantos amigos, todos los cuales le acompañaron en el último paseo sinceramente afligidos por la irreparable desgracia.
7: En su casa de Pasajes de San Juan, don Luis Evaristo Trecet Gazón, empleado de la Junta de Obras del Puerto, aunque jubilado ya por la edad, 82 años. La excelente relación de respetuosa amistad que nos ligó al extinto la seguimos conservando, y quiera Dios que sea por muchos años, con sus hijos, don Cándido, don José y don Antonio, y sus sobrinos don Antonio, director de la Pysbe, y don Andrés, sub-director que fue de la misma factoría aquí en Pasajes y recientemente trasladado a el Ferrol como director de la sucursal en aquella importante localidad gallega.
De 49 años, don Aurelio Fernández de Arroyabe Olalde, estimadísimo amigo particular nuestro, como lo son también, y mucho nos honramos en ello, su padre, don Pablo, alto empleado de Muelles y Almacenes para Vapores de Pesca, y el hermano del extinto, don Pedro, funcionario igualmente de dicha importante firma industrial sanpedrotarra.
11: Don Valero Luján Caballero, fallecido a los 64 años, fue un diligente funcionario municipal que lo mismo en el ejercicio de los diversos puestos que ocupó como tal cuanto en el trato particular y privado con sus convecinos supo atraerse numerosas y sinceras amistades. El primogénito del extinto, del mismo nombre que éste y hombre por extremo capacitado y diligente, desempeña, pese a su juventud, un cargo de confianza y responsabilidad en la Casa armadora Estela, y don José Areso, hermano político de aquél y antiguo vecino de Ancho, reside actualmente en Andoain, trabajando como contable en una importante firma industrial de le expresada villa.
12: En esta fecha pierde a su querida esposa, doña María Asunción Gutiérrez Madrid, que sólo tenía 36 años, don Juan Suárez, nuestro querido amigo, como lo son, asimismo, el padre y hermano de la finada, don Alejandro y don Tomás, respectivamente.
14: De 80 años, el empleado jubilado de la Empresa V. Luzuriaga. S. A. don Lorenzo Puy Guereño, de conocidísima y muy estimada familia sanjuandarra, en la que siempre hemos tenido muy buenos amigos y entre los que se encuentra en la actualidad el sobrino del finado, don Adrián, teniente de alcalde del distrito aludido.
A los 74, doña Marta Berrondo Irastorza, cuyo marido, don Francisco Linazasoro, fallecido también, fue un propietario e industrial prestigioso de la localidad. Comparten el dolor por esta desgracia el hijo político de la finada, don Juan Zabaleta, y los hermanos de la misma, don Modesto y don Atanasio, acreditado industrial panadero de Ancho el último y todos ellos queridos amigos nuestros.
16: Don Emiliano Zozaya Arrieta, a la edad de 58 años, en Ancho. Este querido amigo, que aparentaba gozar de una magnífica salud, era un antiguo y consideradísimo empleado de la firma consignataria de buques Azqueta. Una traidora dolencia de rapidísimo desenlace se nos lo llevó en pocas horas. El excelente Emiliano era un enamorado del txoko anchotarra que le vio nacer y en el que pasó sin duda las mejores horas de su vida. En su juventud practicó con éxito varios deportes y figuró en aquel inolvidable “once” del Pasayako Lagun Ederrak, que, tras un disputadísimo encuentro con el Badalona, celebrado en Zaragoza, conquistó para Pasajes el Campeonato Nacional de Futbol de la serie B. A Zozaya le conocía y quería todo el mundo porque era bueno, educado, servicial y comprensivo. Los amigos lloraremos mucho tiempo la inesperada fatalidad que nos lo arrebató para siempre.
25: En el término de Alza, donde tenía su hogar dichoso, la excelente esposa de nuestro querido amigo don José Artano, empleado de la Campsa.
Doña Juliana Galarza Arreche, a la edad de 57 años.

ABRIL
2: Doña Manuela González, esposa de nuestro antiguo y querido amigo don Crisanto Arazuri. La finada tenía solamente 58 años y pertenecía a una familia conocidísima, emparentada con los Seco y Ozaita, de tanto abolengo anchotarra.
4: Próximos a cumplir los 85 años, doña Dolores Acevedo Galán, de familia muy apreciada en la localidad, tía de los queridos amigos don Carlos Iñigo y Manolo, funcionarios de la Renfe ambos, el primero en Ancho y en Castejón el segundo.
7: En Pasajes de San Pedro, a la edad de 74 años, la bondadosa esposa del antiguo empleado del puerto don Alejandro Otero y hermana de Aita Manuel, invencible patrón de traineras, doña María Arrillaga Arzac.
8: De 72 años, don Generoso Fraile Fraile, antiguo y conocido convecino de Ancho, lo mismo que su hijo Justo, nuestro querido amigo.
14: Don Antonio Ibarzábal Altuna, industrial del ramo de Efectos Navales, a la edad de 76 años. Era padre de los queridos amigos don José Maria, concejal de nuestro Ayuntamiento –en cuyo domicilio de San Pedro expiró– y don Juan, y hermano político del industrial don José Luis Andechaga, con cuya antigua amistad particular nos honramos igualmente.

MAYO
4: En su casa de Herrera, la anciana madre política de aquel gran aficionado a los toros y buen amigo que fue Florentino Garay Artabe, doña Francisca Trueba Urdampilleta, ya nonagenaria.
22: Víctima de artera y rápida dolencia, en su domicilio de Buenavista, el conocido capataz del puerto don Francisco Zapirain Esnaola, a la edad de 60 años.
27: A consecuencia de lamentable accidente, en San Juan, don Alejandro Bengoechea Eguimendia, conocido y apreciado convecino, de 56 años.